lunes, 1 de abril de 2013

PARA EL DIRIGENTE JORGE CEBALLOS: "LA CONSTANTE SUSPENSIÓN DE LOS TRENES DE LARGA DISTANCIA, CONSTITUYEN UN PANORAMA REALMENTE MUY TRISTE, MUY DESALENTADOR, YO DIRÍA MUY UNITARIO Y MUY POCO FEDERAL"

ENTREVISTAS

Redacción CRÓNICA FERROVIARIA

Crónica Ferroviaria tuvo oportunidad de entrevistar al dirigente del Partido Libres del Sur, señor Jorge Ceballos (*), quien además es uno de los principales integrantes de Iniciativa Vías Sarmiento organización que a partir del miércoles 26 de septiembre de 2012 empezó a controlar las condiciones de los servicios y el estado de las estaciones del Sarmiento dando importantes informes quincenales del estado de esa línea ferroviaria.

Asimismo, Vías Sarmiento está organizada por Libres del Sur–FAP (Frente Amplio Progresista) y por trabajadores ferroviarios.

La entrevista.

C.F.: ¿Cómo nace Iniciativa Vías Sarmiento y por qué?

Ceballos: Bueno, empecemos por el por qué. Iniciativa Vías surge frente a la situación de la Línea Sarmiento, por el mal servicio que prestó y presta durante muchos años, pero hay un hecho que es el detonante que es la tragedia de estación Once donde puso una luz de alarma, exigiéndonos que algo teníamos que hacer y no esperar que pasen los gobiernos para ver que se hace sobre los ferrocarriles.

Los que somos pasajeros de la Línea Sarmiento, notamos una situación de inseguridad en las formaciones, que no sólo nosotros lo advertimos sino que también los trabajadores de dicho ferrocarril que lo han denunciado constantemente, por eso como usuarios tuvimos que organizarnos e impulsar esta iniciativa para hacer un relevamiento de la línea que es, nada más y nada menos, que una auditoría social del Sarmiento donde vamos viendo personalmente el estado de los trenes, de las estaciones y donde volcamos en nuestra página web http://www.viassarmiento.org.ar/ sobre cómo marchan todos estos temas periódicamente.

C.F. con el dirigente Jorge Ceballos (Libres del Sur)

C.F.: Ahora que el Ministerio del Interior y Transporte tomó cartas en el asunto en las Líneas Sarmiento y Mitre invirtiendo en infraestructura de vía, arreglo de los coches, estaciones, etc.. ¿Cree usted que el gobierno, debido a lo que pasó en la tragedia de Once, ahora se dedica a tomar al "toro por las astas"  o es un proyecto ya elaborado de antemano?

Ceballos: No. Indudablemente el gobierno tuvo que dar respuestas porque es responsable de una década de profundización de la política menemista en el tema ferroviario.

Los trenes llevan varias décadas de abandono en el país, particularmente en lo que se refiere al transporte de pasajeros arrancando a principio de los 90 en la época de Menem, pero este gobierno a través de los distintos concesionarios que son la continuidad de esa administración, caso el Grupo Cirigliano, Roggio, Romero, etc. son los responsables que la enorme cantidad de subsidio que el Estado a abonado para que el servicio funcione mínimamente bien, fue a parar a los bolsillos de los concesionarios y no para beneficio de los usuarios.

Ante esta responsabilidad, el gobierno nacional decidió llevar adelante algunas medidas de mejoramiento del Sarmiento, pero por supuesto a su criterio bajo una óptica muy limitada, ya que no se está pensando reactivar la industria ferroviaria local, pues como se está observando últimamente se importa material ferroviario de China sin saber las características de cómo van a ser y si son aptas para circular por las vías de nuestro país.

En una palabra, es una compra a la apurada y para dar una respuesta al pueblo frente al nuevo aniversario de esa terrible masacre de Once. Se firman contratos, pero no se tiene en claro cuál es el material, si es el apto o no.

O sea, con esta adquisición se desaprovecha la oportunidad de reactivar la industria ferroviaria local, que seguramente se está en condiciones de llevar adelante, y no como dice la Presidenta de la República que perdimos el conocimiento y el saber que se puedan construir coches y locomotoras adecuadas para el transporte de servicio de pasajeros. Es una lástima porque además perdimos la oportunidad de generar nuevos puestos de trabajo que son muy necesarios en esta época.

C.F.: Con relación a la compra de los 409 coches eléctricos 0 km. que realizó el gobierno nacional a la empresa china CSR QINGDAO SIFANG Co. para las Líneas Sarmiento y Mitre sin un previo llamado a licitación, ¿qué opinión tiene usted al respecto?.

Ceballos: Creo que esto está en línea de continuidad con la falta de transparencia que este gobierno viene desarrollando, en general todas las políticas públicas. Quizas uno de los focos más evidentes donde la pús fue mayor y estalló en otros momentos fue en el tema del transporte, por ese motivo pensemos que están procesados Jaime y Schiavi.

Por eso, como digo se hacen algunos cambios en el transporte ferroviario, pero lo que no cambia es el tema de la transparencia, todo sigue igual.

Ceballos con el Ministro del Interior y Transporte y con el Secretario de Transporte de la Nación

C.F.: En el Congreso Nacional, ¿se habla de realizar alguna investigación sobre la compra de material ferroviario que se está efectuando en el exterior?

Ceballos: Lamentablemente se habla poco. No es caja de resonancia, por eso quiero llevar eso al Congreso, quiero que haya una vos, primero, que lleve la necesidad de reconstruir el sistema ferroviario argentino.

Creo que no hay un proyecto nacional ni verdaderamente un país federal si no se tiene en cuenta el desarrollo del sistema ferroviario en la nación, por la característica del mismo, por su extensión geográfica, por nuestra matríz productiva. Creo que se tendría que tomar desde el Estado las riendas para el desarrollo de este medio de transporte para hacerlo eficaz y no burocrático, para contemplar los intereses del pueblo.

Cuando hablo de esto lo digo desde la visión general, por ejemplo, de aquel niño o adolescente que necesita ir a estudiar y tiene que contar con el tren también como medio para trasladarse. Pero también estoy pensando en aquellos empresarios que son factores de la producción y que indudablemente el ferrocarril es el medio ideal para bajar costos debido a un país extenso como el nuestro. Entonces creo que todos estos temas tienen que tener repercusión y estar en el debate parlamentario.

El Congreso Nacional no puede ser como una escribanía para levantar la mano para leyes que le interesa al Poder Ejecutivo Nacional, creo que tenemos que llevar ahí los verdaderos problemas que tiene la sociedad, entre ellos el transporte ferroviario en todas sus modalidades, tanto de pasajeros como de cargas.

C.F.: Volviendo a la Línea Sarmiento, ¿qué piensa del soterramiento?

Ceballos: Primero habría que preguntarle al gobierno nacional si quieren construir el soterramiento, porque se hizo un gran anuncio rimbombante con la presencia de la señora Presidenta de la Nación y ahora nos enteramos que esa obra está parada. Esto habla de un nivel de imprevisión en principio bastante grande.

Usted antes me preguntaba si en el Congreso Nacional se habla de ferrocarriles. A mi me gustaría que se investigara, por ejemplo, si se están pagando alquileres de maquinarias sobre obras que después están paralizadas porque no está el financiamiento. Hablo de la poca seriedad con que se aborda el tema, la cosa es dar una noticia para los medios y tratar de ocultar las responsabilidades que tienen los funcionarios de la tragedia que todos conocemos.

Entonces ha sido muy discutido el tema del soterramiento; ha habido gente (entre ellos algunos trabajadores) que sostuvieron que era necesario realizar dicha obra porque, según ellos, era más seguro y ágil la circulación de los trenes, pero lo que es evidente que no se puede seguir con la situación que actualmente se encuentra la Línea Sarmiento.

También se ha planteado los límites que podría tener, por la frecuencia de los servicios y la cantidad de formaciones, las dimensiones del túnel y la cantidad de vías habilitadas, pero en concreto, como digo, estamos hablando hoy de una hipótesis porque las noticias que nosotros tenemos es que las obras están paralizadas y que constatamos por pasar por estación Haedo diariamente, que es donde se encuentra la obra en cuestión.

C.F.: Hasta ahora nuestras preguntas se basaron sobre los trenes de la zona Metropolitana, pero lamentablemente, con mucha tristeza, estamos asistiendo diariamente a suspensiones de servicios de pasajeros de media y larga distancia de distintas empresas, y creemos que la gente del interior del país tiene el mismo derecho de poder usar el medio de transporte ferroviario. Es más, parecería ser que ellos fuesen ciudadanos de segunda subsidiando a los habitantes de la C.A.B.A. y del conourbano bonaerense. Según las autoridades nacionales hoy, después de 10 años de gestión, urge resolver la problemática de los trenes urbanos y dejar para quien sabe cuándo la puesta en servicio de trenes de larga distancia. ¿Cómo ve usted esta problemática?

Ceballos: La verdad con una gran tristeza. Hemos visto un gobierno menemista de levantamientos de servicios de pasajeros al interior del país y lamentablemente hoy vemos la continuidad de esa política, que itinerarios que se prestaban fueron siendo levantados de a poco. Llegó el caso de Mar del Plata un servicio netamente popular para que se pueda trasladar la gente que por otros medios les es imposible, que durante el mes de Enero pasado sólo se prestaban cinco trenes semanales (algunos sufrieron problemas de distinta índole, sobre todo en su material tractivo) cuando antiguamente lo hacían 12 diarios. Ni hablar de las formaciones Talgo que las sacaron así como así, de un día para el otro aduciendo que la empresa Talgo les cobraba un dineral por el mantenimiento técnico cuando la verdad era otra.

No hablemos de la vergüenza con el Tren de los Pueblos Libres y El Gran Capitán que prácticamente los borraron del mapa dejando a miles y miles de usarios de bajo recursos de toda la Mesopotamia sin poder usar al ferrocarril como medio de transporte, teniendo que abonar hoy pasajes 3 ó 4 veces más el valor que pagaban con esos trenes.

Todo este tipo de cosas que hace este gobierno con los trenes de larga distancia, constituyen un panorama realmente muy triste, muy desolador, yo diría muy Unitario y muy poco Federal que es lo que se declama y lo que no se lleva a la práctica. Insisto el ferrocarril es el federalismo en concreto porque puede ser parte de su desarrollo, aunque para algunos es una palabra hueca.

C.F.: Si bien hasta aquí le preguntamos sobre cómo lleva la temática ferroviaria el actual gobierno nacional y usted nos dio sus puntos de vista, ahora queremos preguntarle en caso de que fuera imaginariamente Presidente de la República ¿que haría usted con los trenes y que planes tiene para estos?

Ceballos: La contestación sería muy larga, pero la quiero sintetizar. Nosotros tenemos un proyecto nacional que hemos acompañado a la Diputada Nacional Victoria Donda (Libre del Sur) sobre un sistema ferroviario en manos del Estado con autarquía, para que no esté dentro de ese elefante burocrático que es el Estado, sino que tenga la agilidad y el control de distintos actores, ya sean trabajadores, empresarios y usuarios y estar pensado para el desarrollo de todo el país.

Pero no solamente el tren de pasajeros, nosotros le damos mucha importancia también al de carga porque es el rentable y es el que permite tener los recursos y ayudar al de pasajeros, que bajo mi visión creo que bien controlado, también puede dar superavit, pero somos concientes que los recursos van a entrar por el sistema de cargas por la producción.

Nosotros tenemos una visión de desarrollo del sistema ferroviario que contemple la extensión a todo el país bajo una política de transporte multimodal, donde creemos que tiene que haber conexión entre los distintos medios que sea estratégica, por eso para nosotros el ferrocarril juega un rol muy importante y proyectar el mismo a corto, mediano y largo plazo.

C.F.: Por último. ¿Un ferrocarril privado o nacionalizado?

Ceballos: El ferrocarril es una herramienta estratégica y por lo tanto tiene que ser nacionalizado. Por supuesto que todo tiene que tener flexibilidad, hay que contemplar para determinadas zonas geográficas y servicios que pueda haber un complemento con la parte empresaria, pero siempre bajo la supervisión del Estado porque, como dije más arriba, es una herramienta de desarrollo estratégica y no lo podemos dejarlo librado a la fuerza del mercado, ya que tenemos que pensar en el desarrollo del país, proyectando e invirtiendo en dicho medio de transporte.

Dije que el transporte ferroviario puede ser rentable en todas sus variantes, ya que si se administra con honradez no puedo entender que no lo sea. Si cobramos los boletos estrictamente como tiene que ser a los miles de pasajeros que usan el tren diariamente, con el alquiler "real" de la cantidad de comercios e industrias que hay en las estaciones y terrenos ferroviarios, más lo que entra en publicidad y con las compras de los insumos como tiene que ser al precio justo, no creo que haya pérdida.

Nadie me ha podido explicar hasta ahora el déficit ferroviario, nadie me ha dado los números ni los costos diciendo "son estos". Creo que en lo que se refiere a los trenes hay una gran "boca negra" donde van los fondos del Estado y que se dibujan los números para decir que son deficitarios, pero soy desconfiado en eso y como le dije, con alguna experiencia comercial no hay que ser muy astuto en el tema para saber que los ferrocarriles pueden ser superavitarios.


(*) Quién es Jorge Ceballos

Nació en Villa María, Córdoba, el 22 de agosto de 1960. Fue candidato a diputado nacional por la provincia de Buenos Aires, por el Movimiento Libres del Sur.

En el ámbito público, recientemente, se desempeñó como subsecretario de Organización y Capacitación Popular del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, cargo al que renunció cuando todo el Movimiento al que pertenece decidió alejarse del kirchnerismo, el 5 de diciembre de 2008. Había ingresado al Ministerio como director Nacional de Asistencia Comunitaria en 2004 y llevó adelante esa función hasta que, en 2006, Alicia Kirchner, lo designa subsecretario.


También desde 2004, es integrante del secretariado político del Congreso Bolivariano de los Pueblos, con sede en Caracas, Venezuela. Comparte dicho cuerpo colegiado con dirigentes del MST de Brasil, FMLN de El Salvador, FSLN de Nicaragua, MAS de Bolivia y PC de Cuba, entre otras organizaciones y partidos.

Se recibió de abogado y comenzó a trabajar como tal en 1989, en San Justo, partido de La Matanza, vinculando su profesión, desde el primer momento, con el ámbito social. Así, defendió y fue parte de numerosos procesos de lucha vinculados a casos de gatillo fácil y de despidos laborales por causas sindicales y políticas.

Trabajó por y entre los sectores más humildes de los barrios asesorando, en forma gratuita, a las personas y organizaciones con necesidad de ayuda jurídica. También, durante años, dio apoyo escolar y, hasta la fecha, de esta y otras formas, aporta a los procesos de organización popular entendiendo la formación y organización de los barrios como forma de construcción de país.

Ejerció la docencia en escuelas públicas (1990-1995) y fue co-presidente de la Asamblea Popular por los Derechos Humanos (APDH) de La Matanza.

Ocupó el tercer lugar en la lista de Martín Sabbatella, en las pasadas elecciones de junio de 2009, como candidato a diputado nacional por la provincia de Buenos Aires.

Militancia. A los 21 años, en 1981, comenzó a militar en el ámbito juvenil el Partido Intransigente (P.I) de Córdoba y fue electo Secretario General por el Comité Capital en 1987.

En noviembre de ese mismo año, comienza la segunda parte de su historia política: encabezando al sector juvenil se aleja del P.I y, junto a otros dirigentes con experiencia política provenientes de diversas extracciones políticas como peronistas, radicales cristianos y de izquierda, funda la organización Corriente Patria Libre.

Es a mediados de 1988 que, en ese marco, se radica en la provincia de Buenos Aires y empieza a caminar sus barrios, a aprehenderlos y a vivir en ellos.

De ese vivir y hacer, en medio de la propia necesidad y construcción de los argentinos de los sectores populares, nace la organización social Movimiento Barrios de Pie en el año 2001.

Desde entonces y hasta hace muy poco tiempo, cuando pasa a integrar la dirigencia del Movimiento Nacional Libres del Sur, representó a esa organización como Coordinador Nacional.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Gloria Joray
Pensar que fui a Bariloche desde Constitución en tren en viaje de egresada. Los chicos de hoy ni imaginan qué es que en cada vagón, casi un ómnibus, todos comunicados viajen cientos de egresados de distintos lugares y colegios. Fue una dicha! También desde Retiro a Rosario. A Mardel y Miramar desde Constitución. Un lujo.

Anónimo dijo...

Leonardo Yañez
Esos son tiempos pasados.. aún no puedo imaginarme lo que hubiera sido ese viaje en tren a Bariloche que describís... De hecho el día de la infamia tenía 6 años y nunca viajé en un tren de larga distancia y no me imagino lo que era tener trenes hasta los rincones más inhóspitos de la Argentina...
Pensar que mi viejo me cuenta de cuando viajó en el Norteño, desde San Salvador de Jujuy a Retiro.. viajar en ese tren (si anduviera) debe ser un espectáculo, no había bioma que el tren 704 no atravesara (igual mi viejo siempre habla mal de esa experiencia).. Miren lo que perdimos!!..

Manuel Dev dijo...

Aquellos, que durante años,tratamos de explicar y cambiar el sistema del transporte,tratamos por años de sumar voluntades, de las dispersas fuerzas con el mismo fin.
Por lo cual normalmente no polemisamos con aquellos que tenemos como "amigos",aunque amigablemente mostramos nuestras divergencias.
La posición de apoyo del "soterramiento"del Sarmiento "entre ellos algunos trabajadores" cuales serian estos,aquellos que solo conocen los FFCC concesionados e inconcientemente piensan en o como ellos,pero además de recalcar la falta de financiamiento,reconoce que este tampoco seria el metodo ideal que
resolveria el problema, aqui no se aclara si la otra parte de los ferroviarios estaria en contra,
Si bien,despues del problema del transporte urbano, con un masivo conocimiento de la población, sobre el mismo pero No de su solución.Tambien inclullen el del transporte de cargas, que al ser menos conocido aparece en segundo plano, aclarando que este seria el que podria dar superavit, pero no se dice que seria la "UNICA" SALIDA QUE POSIBILITEN LOS TRENES DE PASAJEROS DE MEDIA Y LARGA DISTANCIA EN EL PAIS.Su "apoyo" al soterramiento, aun con las limitaciones reconocidas por el,No tienen en cuenta que el soterramiento y las "Secciones" de tierras de Liniers y Caballito, son la Defunciòn del Ferrocarril Sarmiento.Lo cual es una contradicción que con honetidad no se entiende.
mis más fraternales saludos.

Anónimo dijo...

Que tiempos aquellos cuando el tren era medio que cumplia un fin social donde llegaba donde muchos medios no podian llegar donde se viajaba en forma confortable y en poco tiempo donde se podia viajar a Bariloche que iba completo hoy esa via es lamentable con durmientes podridos con clavos que fijan que se sacan con la mano sin mantencion "abandonada" lo mismo que el Zapalero que iba repleto que solo lo usa la consecionaria para sus clientes.
Tambien en algun momento ilusionaron a la gente con un pasajero que iba de Caruhe a Saavedra y otros tantos "Solo" promesas electorales.
Promesas que ilusionan a la gente que quizas añora al tren pero el de antes no el de hoy que es de terror y el viaje se hace una odisea eso si si llega a destino
Por eso aquellos que añoramos la vuelta del tren queremos el de ante con velocidades que alcanzaban a los 100 km hoy los promedios alcanzan 50 km.
SALUDOS Y SUERTE PARA UN UN TREN PARA TODOS Y FEDERAL"NO PARA UNOS POCOS Y ALREDEDOR DE LA CAPITAL"

Anónimo dijo...

Muchas reuniones, carpetas, declaraciones, entrevistas, fotografías, etc. y el interior sigue tal como era en materia de FF CC antes del 30 de agosto de 1857.
Bonutti

Anónimo dijo...

or eso los mas viejos y los no tantos, añoramos aquellos días. Me decía una nieta 17 años que tuvo la suerte de viajar en el Gran Capitán (esta última época que no se iguala a la anterior de las privatizaciones) pero era un tren muy aceptable. ¨Abuelo, no es lo mismo comer un sandwche en un tren que en un omnibus¨ y es verdad! F. Blanco