martes, 5 de diciembre de 2017

Pedido de Informes al P.E.N. sobre diversas cuestiones relacionadas con la obra denominada "By Pass Luján" en la Ruta Nacional Nro. 5

Actualidad

Redacción Crónica Ferroviaria

Se encuentra en la Comisión de Transporte de la Honorable Cámara de Diputados un Proyecto de Resolución solicitando pedido de Informes al P.E.N. sobre diversas cuestiones relacionadas con la obra denominada "By Pass Luján" en la Ruta Nacional Nro. 5

Dicho trámite recayó en el Expte. 6376-D-2017 del 30 de Noviembre del corriente año, siendo los firmantes de dicho Proyecto de Resolución el Diputado Nacional: José Luis Gioja (Frente para la Victoria - PJ - San Juan).



Fundamentos

Por el presente proyecto ingresamos un pedido de informes con el objetivo de esclarecer puntos vinculados a la celebración y ejecución de una obra denominada “By Pass Luján” en la ruta nacional 5 en un tramo correspondiente a Luján, Provincia de Buenos Aires.

En fecha 19/11/2017 el Administrador General de la Dirección Nacional de Vialidad (DNV), Javier Iguacel, publicó en su cuenta personal y oficial de Twitter que:
“Y así en tiempo récord terminamos de poner los 4 puentes del By pass de Luján”.

La obra habría sido ejecutada en el marco de la obra general que se lleva adelante en el tramo Luján-Bragado de la ruta nacional 5.

Según se informó, “el nuevo puente, con una inversión de 1200 millones de pesos, forma parte de la obra del bypass Luján que lleva adelante Vialidad Nacional sobre la RN5 en el marco de la obra de autopista Luján-Bragado. La estructura, que fue construida sobre las vías del ferrocarril Sarmiento, fue construida en el Astillero Storni en la Ciudad de Buenos Aires, con una innovadora tecnología. Está compuesta por dos trochas de 24 metros de longitud y otras siete piezas” (fuente: Luján en línea, http://www.lujanenlinea.com.ar/instalaron-el-puente-ferroviario-que-eliminara-el-cruce-con-el-tren-en-lujan/).


Sin embargo, al montarse la estructura se verificó que “el gálibo dado al ancho del nuevo puente hace que las locomotoras diésel modelos CKD8G/ CKD8H y todo el material rodante (de larga distancia) de origen chino no podrán circular por dicho puente ferroviario, ya que rozan con los parantes que se encuentran a cada costado del mismo”. (fuente:cronicaferroviaria.blogspot.com.ar/2017/11/linea-sarmiento-siguen-las.html?spref=fb&m=1, 24/11/2017).

Por otro lado, se señaló que “El nuevo puente ferroviario del Sarmiento que cruza la Ruta 5 en el partido bonaerense de Luján para permitir el paso del tren en el ramal Moreno-Mercedes tiene 80 centímetros menos de lo que debería tener. De ese modo, algunos vagones ni siquiera pasan por las vías. Otros sí pueden circular pero con tan escaso margen que el propio bamboleo del tren podría terminar en un descarrilamiento. Desde Vialidad Nacional reconocieron solapadamente el error y ahora trabajan para intentar adaptar el puente”. (fuente: “Un error de cálculo”, nota publicada en Página 12 en fecha 28/11/2017, https://www.pagina12.com.ar/79007-un-error-de-calculo).

Por su parte, el Sr. Iguacel, otra vez a través de su cuenta de Twitter, declaró que: “Paso a explicar la situación del puente del ByPass de Lujan: Con el fin de evitar el corte del servicio por 6 meses al construir el puente in situ (en el lugar), se decidió construirlo externamente en un taller y luego montarlo en el lugar.

Con esto el servicio se interrumpe solo 6 días. En el montaje del puente, con el fin de que pudieran atravesarlo todo tipo de locomotoras, se produce el corte de los bordes superiores que con la sobredimension estructural que tiene el puente no afecta en nada el mismo. Dichas tareas son todos ajustes al puente ya montado, el que está en condiciones de prestar el servicio óptimamente”. (27/11/2017).

Es decir que el máximo responsable de la DNV, organismo que llevó adelante la contratación y ejecución de la obra, reconoció que tras montar los puentes hubo que modificarlos y ajustarlos a los fines de garantizar una óptima prestación del servicio.

No obstante, hay opiniones contrarias que indican que los ajustes tampoco serían suficientes: “La solución que encontraron y en la que están trabajando es cortar los extremos del puente y agregarle unos centímetros, pero igual ya no va a tener la medida reglamentaria. Los trenes van a tener que pasar con extremo cuidado y a una velocidad mínima para evitar accidentes. Saben que el puente está mal hecho y ahora lo quieren arreglar”. Esa opinión corresponde a una declaración que prestó Diego Hormachea, secretario de la Seccional Oeste de la Unión Ferroviaria, al periódico Página 12.

El Sr. Hormachea expresó a otro medio que el puente “debía tener 4,20 metros, pero que la constructora lo hizo de 3,40 metros. "Es una obra que está mal hecha", expresó y aclaró que el convoy que une Mercedes con Moreno "pasa por el puente, pero a 12 kilómetros por hora" (fuente: “Increíble error de cálculo en un puente ferroviario del Sarmiento en Luján”, Ámbito Financiero, 28/11/2017).

Mientas que al Diario Clarín le manifestó Hormachea que “al parecer, van a retirar un poco hacia afuera las barandas, o cortarlas para ganar espacio. Lo que pasa es que la baranda no es un adorno, es un refuerzo de la estructura. Hay que tener cuidado” (fuente: “Error de cálculo: hicieron un puente pero quedó angosto y no pasaban los trenes”, Diario Clarín, 29/11/2017) .

En fecha 29/11/2017, el Sr. Iguacel publicó en su cuenta de Twitter que “Hicimos las correspondientes pruebas de carga con la locomotora más ancha (de carga) y pudo pasar bien y a velocidad ideal por el puente que construimos en el ByPass de Luján”.

En suma, en base a lo expuesto, todo indica que se contrató una obra por un total aproximado de 1200 millones de pesos y que al ejecutarse se verificó que no cumplía con estándares mínimos para la correcta circulación de trenes de todo tipo de ancho.

Por cierto, el error fue constatado recién al montarse la obra, por una decisión específica de la DNV.

A todas luces, estamos ante una gestión ineficiente que ha arrojado como resultado una ejecución negligente de una obra pagada con recursos públicos.
Luego, y a los fines de determinar hechos y responsabilidades involucrados en este caso, es menester realizar, a través de un pedido de informes, una serie de interrogantes a la DNV.

Los interrogantes apuntan a determinar las condiciones en las que se proyectó, celebró y ejecutó la obra “By Pass Luján”. En paralelo, se busca esclarecer cuáles son las modificaciones que se debieron realizar a la obra, en qué condiciones y con qué costos.

Por último, en tanto todo sugiere que se está ante un supuesto de ineficiencia máxima de autoridades públicas, se solicita a la DNV que responda si se han promovido sanciones y acciones contra funcionarios y empresas involucradas.

5 comentarios:

  1. Muchos piensan que los del PRO son burros y lo son. Pero estas cosas son diferentes. Detrás de una obra que se hace mal y se rehace, también hay un gran negociado para los amigos.
    Juan Agustín Pirozzi

    ResponderEliminar
  2. Respuestas
    1. Entoces, ¿qué medida habría que tomar por las decenas de miles de durmientes fallados colocados en los ramales Constitución-Mar del Plata y Retiro-Rosario, durante la gestión de Randazzo?
      Oportunismo politiquero.
      Javer.

      Eliminar
  3. Sorprende cuando desde Trenes Argentinos quieren llevar tranquilidad diciendo que los arreglos (parches) no los pagará el Estado...y lo que pagó originalmente por el puente? 1200 millones pagamos por una obra mal ejecutada y remendada...Marcelo Medina (Tafí Viejo, Tucuman)

    ResponderEliminar
  4. En el precente escrito dice que el cuente cuenta con una inversion de1.200 millones de pesos. A de ser un herror de tipeo.
    por favor aclarar esta informacion ya que me cuesta mucho creer que cueste tanto dinero un puente metalico. Gracias

    ResponderEliminar

Usted podrá dar su opinión libremente, pero aquellos comentarios que vengan con insultos, improperios, etc. y sin colocar nombre y apellido, nombre y/o pseudónimo no serán publicados.