lunes, 9 de enero de 2017

Subastan antiguos coches de subte y les buscan un destino gastronómico o turístico

Actualidad

Son seis unidades que circularon en las líneas D y A. Entre ellas hay dos de las históricas "brujitas" de madera, de origen belga. Se ofrecen desde $ 12.000.

Que cualquier destino es mejor que el abandono, es una certeza que muchas veces aplica también para los objetos, sobre todo, para aquellos que cargan sobre su vida útil infinidad de horas de servicio, viajes, encuentros, paseos y tantos otros momentos. Este bagaje invisible viene incluido en los seis vagones en desuso que la empresa Subterráneos de Buenos Aires (Sbase) rematará el próximo 27 de enero y que, además de contar con un fin recaudatorio, pretende devolver a la actividad a estos coches entre los que figuran dos de los históricos modelos belga de madera.



La subaste se llevará a cabo a través de la plataforma Nárvaez Superbid, y está enfocada en encontrarles un destino gastronómico o de hospedaje turístico que los haga operativos una vez más, ya que ninguno está en condiciones de volver a rodar (cuentan con faltantes y no tienen motor, entre otros detalles de su estado). Por eso es que, previos arreglos y una profunda limpieza, se pueden convertir en novedosos food trucks, o en algún hotel temático.



En total, son cuatro vagones de la marca Siemens que prestaron recorrido hasta hace pocos meses en la Línea D, y dos de La Brugeoise, que estuvieron operativos hasta 2013 en la A, y que quedaron fuera de la protección patrimonial porque dejaron de funcionar antes de que se aprobara la ley 4886, que proteje a estos coches centenarios. Sucede que ambas unidades participaron de un choque en enero 2012, muy cerca de la estación Primera Junta, y al tiempo se desafectaron del servicio. Lo mismo pasó con el coche 14, otro carro belga también vinculado al accidente, pero que sí fue reformado.

Desde entonces, tanto este par de reliquias como los de la D, que salieron de circulación para ser reemplazados por unidades con aire acondicionado, se amontonan en el taller Mariano Acosta del Premetro, donde el deterioro parecía, hasta ahora, su destino inexorable. Todo puede cambiar para ellos después a fines de mes, cuando se active el remate.Clarín.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Usted podrá dar su opinión libremente, pero aquellos comentarios que vengan con insultos, improperios, etc. y sin colocar nombre y apellido, nombre y/o pseudónimo no serán publicados.