miércoles, 29 de agosto de 2012

A LA CORTA O A LA LARGA SIEMPRE EL BENEFICIARIO ES EL MISMO


ACTUALIDAD

Redacción CRÓNICA FERROVIARIA

Parece ser que un tiempo a esta parte el tema ferrocarriles en vez de tratar de solucionarse los problemas que hoy hacieron eclosión y que son de público conocimiento, y que muchos veníamos anticipando que eso iba a ocurrir y que deberían tomar cartas en el asunto urgentemente para preveer esos acontecimientos, hicieron desde las altas esferas oídos sordos. 

Tren procedente de Mercedes entrando a estación Once de Septiembre

Ahora, como mágica solución se estaría analizando desde la Secretaría de Transporte de la Nación, "un planteo presentado por la UGOMS –la nueva concesionaria privada de las líneas Sarmiento y Mitre– que apunta a la supresión indefinida de todos los trenes diésel de ambos ferrocarriles por el mal estado de las vías y la falta de material tractivo y rodante", según informa el matutino Clarín.

Formación circulando por el ramal Merlo - Lobos

Asimismo, como lo informara Crónica Ferroviaria ya hace un mes se dejaron de prestar los Servicios Diferenciales de la Línea Sarmiento entre Castelar - Once - Castelar que eran realizados  por los coches motores Fiat Serie 593 (Ex Renfe).

Seguramente, de ser cierta esa noticia y de concretarse, los servicios serían cubiertos por el transporte automotor, que a decir verdad es el beneficiario de todo esto, como lo fue durante las últimas décadas, pero hoy acrecentado. Todos los gobiernos jugaron a su favor.